20 razones por las que la vida se complica demasiado

  • Tratamos de reducir las distancias. – Haga lo correcto, siempre, aunque nadie lo sepa. Porque usted lo sabrá.
  • Evitamos las conversaciones difíciles y necesarias. – Gran parte de su éxito y de su tranquilidad en todos los ámbitos de la vida puede medirse normalmente por el número de conversaciones incómodas que está dispuesto a mantener.
  • Perdemos de vista nuestras prioridades. – Las prioridades no se hacen automáticamente. Tiene que hacer tiempo para lo que es importante para usted: tiempo con su pareja, tiempo con sus hijos, tiempo para crear, tiempo para aprender, tiempo para hacer ejercicio, etc. Deje de lado todo lo demás para sacar tiempo. Al decir no a más cosas que parecen realmente emocionantes, conseguirá decir sí a más cosas verdaderamente importantes.
  • Procrastinamos. – Nada desordena más la mente que una tarea que se eterniza. Recuerde que la sensación que se tiene al hacer algo importante, y al llevarlo a cabo, es mucho mejor que la que se tiene al quedarse sentado pensando en hacerlo.
  • Tenemos mucho más equipaje del que necesitamos. – Cuando viajamos ligeros, somos más libres, estamos menos cargados y menos estresados. Esto se aplica también a los viajes por la vida, no sólo a los viajes por un aeropuerto.
  • Dejamos que los viejos errores vivan en nuestros corazones y mentes. – En la vida, hacemos muchas cosas – algunas que desearíamos poder retirar, otras que desearíamos poder revivir cien veces. Todas estas cosas, tanto las positivas como las negativas, nos han enseñado importantes lecciones y nos han convertido colectivamente en la persona que somos hoy. Si tuviéramos que dar marcha atrás o ajustar alguna de ellas, no seríamos quienes somos; seríamos otra persona. Así que cometa errores, aprenda de ellos, ríase de ellos y siga adelante. No pierda ni un minuto en resultados pasados que no puede controlar.
  • Nos damos por vencidos demasiado pronto. – No es lo que eres lo que te retiene, sino lo que crees que no eres. Juzgarte a ti mismo no es lo mismo que ser honesto contigo. No se subestime. Recuerde por qué empezó en primer lugar. Respire profundamente y siga adelante.
  • Nos comparamos con otros que parecen estar mejor. – No compare su capítulo 1 con el capítulo 10 de otra persona. Siga su propio camino, escriba su propia historia y pase las páginas que necesite pasar. (Ángel y yo hablamos de esto en detalle en el capítulo “Amor propio” de 1.000 pequeñas cosas que la gente feliz y con éxito hace de forma diferente).

Reflexiones posteriores

No hay límite para lo complicada que puede llegar a ser la vida, sólo que una cosa siempre lleva a otra.

Al pensar en la lista anterior, queda claro que la vida no es realmente complicada… ¡nosotros somos complicados! Y nuestras complicaciones comienzan en nuestro cerebro, en nuestra forma de pensar.

En su viaje para simplificar su vida, el mayor obstáculo que tendrá que superar es su mente. Si puede superar eso, puede superar cualquier cosa.

La clave es empezar en pequeño, ahora mismo. Trabaje en descomplicar sólo una cosa hoy… o sólo una pequeña parte de una cosa. Así es como Ángel y yo llegamos de donde estábamos a donde estamos, gradualmente, un día a la vez.

Si podemos ayudarle de alguna manera, no dude en hacérnoslo saber. Y si aún no lo ha hecho, asegúrese de suscribirse a nuestro boletín gratuito para recibir semanalmente consejos y estrategias para vivir una vida más sencilla y feliz.

Su turno…

¿Con qué punto de arriba resuena más? ¿Qué tipo de pensamientos, hábitos o comportamientos le complican a veces la vida?

Deje un comentario a continuación y comparta con nosotros sus opiniones e historias.

Deja un comentario

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar